El arte de la guerra: Sun Tzu

El arte de la guerra: Sun Tzu

El arte de la guerra: Sun Tzu

El arte de la guerra —o Sūn tzu bīngfǎ, por su título original en chino antiguo— es un aclamado tratado militar escrito por el general, estratega, filósofo y autor chino Sun Tzu. La obra data del final del periodo de las Primaveras y Otoños, aproximadamente en el siglo V a. C. Su primera traducción fue realizada en 1772 por el jesuita francés Joseph Marie Amiot. Más tarde, se editó en inglés en 1910.

Su difusión se dio gracias al alto rendimiento de las milicias orientales a causa de las técnicas tomadas del texto de Sun Tzu. Posteriormente, Occidente se dio a la tarea de aprenderlas y adaptarlas a sus propias batallas, dándole a este libro una importancia global que se ha mantenido a lo largo de los siglos y se ha extrapolado a áreas como el derecho y el crecimiento personal.

Sinopsis de El Arte de la Guerra

El libro cuenta con trece capítulos en donde se abordan diferentes aspectos de la guerra. Estos apartados son: Aproximaciones, La dirección de la guerra, La estrategia ofensiva, Disposiciones, Energía, Puntos débiles y puntos fuertes, Maniobra, Las nueve variables, Marchas, El terreno, Las nueve clases de terreno, Ataque de fuego y Sobre el uso de espías.

Tal y como puede evidenciarse, cada epígrafe de este clásico de la literatura china da a entender perfectamente de qué versa el contenido posterior, y en esto último Sun Tzu fue un experto.

Aproximaciones

El primer apartado explora los cinco factores fundamentales que se deben tener en cuenta a la hora de una guerra, como el camino, las estaciones, el terreno, el liderazgo y la gestión. Además, evalúa los siete elementos que determinan los resultados de una posible confrontación militar. Asimismo, el autor alega que la guerra es un asunto muy serio para el Estado, y que no se debe recurrir a ella sin una profunda consideración.

La dirección de la guerra

Esta sección es sumamente interesante, porque en ella se explica cómo se debe mantener la economía dentro de la guerra, y cómo solo se puede obtener el éxito a través de compromisos rápidos y relevantes. La obra también sugiere que es necesario limitar el coste de la competencia y los conflictos. Como es posible notar, Sun Tzu pensaba en la guerra como el último recurso.

La estrategia ofensiva

En este capítulo se expone con mucha más claridad una cualidad particular de la forma de pensar de Sun Tzu, pues él argumentaba que lo que define la fuerza es la unidad y no el tamaño de las tropas. De igual manera, en el texto se discuten cinco factores que son esenciales para ganar una guerra. En orden de importancia, estos son: ataque, estrategia, alianzas, ejército y ciudades.

Disposiciones

El capítulo genera pautas para mostrar a los líderes militares cómo encontrar oportunidades estratégicas, en lugar de obsequiarlas al enemigo. A la par, habla acerca de la trascendencia y la protección de las posiciones, las cuales deben mantenerse hasta que un comandante se sienta seguro de avanzar y de la orden a sus soldados.

Energía

Este apartado expone la importancia de la creatividad a la hora de construir el impulso del ejército, así como del tiempo que debe emplearse para ello.

Puntos débiles y puntos fuertes

Explica cómo es que la mayoría de las oportunidades con las que cuenta el ejército provienen del entorno donde se lleva a cabo la contienda, esto, a causa de la relativa debilidad del enemigo. Además, otorga un panorama sobre cómo actuar durante la fluidez de una batalla en un área específica.

Maniobra

Manifiesta detalladamente los peligros de un enfrentamiento directo, y explica cuál es la mejor forma de avanzar si un soldado se ve obligado a luchar.

Las nueve variables

La guerra es trepidante. Las circunstancias pueden cambiar en cualquier momento, y este apartado enseña de qué forma adaptarse a ese tipo de caos.

Marchas

Describe de forma detallada todas aquellas situaciones comunes por las que puede atravesar un ejército cuando se encuentra en territorio enemigo. Además, alude a las acciones que pueden emplear los soldados para superar las adversidades. La finalidad del apartado es mostrar que, a veces, todo depende de las reacciones de los demás.

El terreno

Aquí se evalúan las llamadas “tres áreas de resistencia”, donde se pueden encontrar elementos como la distancia, el peligro y las barreras. Estas están acompañadas por seis posiciones del suelo que surgen del análisis. El texto también ofrece una evaluación sobre ventajas y desventajas del entorno.

Las nueve clases de terreno

Describe las nueve etapas comunes que se presentan durante la guerra, como la dispersión o la muerte. Del mismo modo, enseña las mejores formas de sortear una travesía semejante.

Ataque de fuego

Analiza y explica el uso de las armas y la utilización del propio entorno como arma. En este capítulo, el autor comenta los cinco objetivos de los ataques, los cinco tipos de ataque y las mejores formas de responder ante ellos.

Sobre el uso de espías

Aborda la importancia de obtener buenos medios de información, específica los cinco tipos de inteligencia y explica cómo darle uso a cada uno de ellos.

Crítica y reseñas

Al igual que ocurrió con El príncipe, de Nicolás Maquiavelo, El arte de la guerra se posicionó como un libro crucial para ejemplificar un tema tan específico y complejo como el poder —en este caso, en, la guerra—. Sin embargo, el tratado de Sun Tzu, aún después de más de 2000 años, mantiene su relevancia práctica, pues los militares siguen aplicando las estrategias y citando el texto del maestro.

El arte de la guerra es una obra brevísima, capaz de poseer totalmente al lector debido a su estilo ágil y su prosa directa. Por ello, no es de extrañar que incluso los más jóvenes le den una oportunidad a este antiguo tratado. Por otro lado, las críticas y reseñas que se hacen con respecto a él siguen siendo mayormente positivas, aunque se pide que no se tomen de forma literal si lo que se quiere es extrapolar sus enseñanzas al día a día.

Sobre Sun Tzu

Sun Stu nació como Sun Wu, aproximadamente en el 544 a. C. No se sabe exactamente el lugar de su natalicio, pero todos los registros coinciden en que estuvo activo como general y estratega, sirviendo al rey Helü de Wu a partir del año 512 a. C. Sus éxitos en las arduas batallas lo inspiraron para escribir El arte de la guerra, libro que sería leído posteriormente durante la etapa os Reinos combatientes (475-221 a. C.),

El carácter del general era implacable. Una muestra de ello es una anécdota donde este manda a ejecutar a dos concubinas por reírse durante un proceso de prueba, esto con el fin de poner un ejemplo sobre cómo debía comportarse un oficial cuando un superior le daba una orden. Sin embargo, algunos historiadores dudan de la existencia de Sun Tsu y de la datación de su supuesta obra.

10 frases célebres de El arte de la Guerra

  • “La mejor victoria es vencer sin combatir”;

  • “Las armas son instrumentos fatales que solamente deben ser utilizadas cuando no hay otra alternativa”;

  • “Un ejército victorioso gana primero y entabla la batalla después; un ejército derrotado lucha primero e intenta obtener la victoria después”;

  • “Haz que los adversarios vean como extraordinario lo que es ordinario para ti; haz que vean como ordinario lo que es extraordinario para ti”;

  • “Lo supremo en el arte de la guerra consiste en someter al enemigo sin darle batalla”;

  • “La peor táctica es atacar a una ciudad. Asediar, acorralar a una ciudad sólo se lleva a cabo como último recurso”;

  • “No presiones a un enemigo desesperado. Un animal agotado seguirá luchando, pues esa es la ley de la naturaleza”;

  • “Hacerte invencible significa conocerte a ti mismo”;

  • “La invencibilidad es una cuestión de defensa, la vulnerabilidad es una cuestión de ataque”;

  • “Mira por tus soldados como miras por un recién nacido; así estarán dispuestos a seguirte hasta los valles más profundos; cuida de tus soldados como cuidas de tus queridos hijos y morirán gustosamente contigo”.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.