¿Qué es la literatura grip lit?

libros-grande

Durante los últimos años, la literatura femenina ha evolucionado más allá de las historias románticas de Jazmín o clásicos indiscutibles como Orgullo y Prejuicio o Jane Eyre. Ahora, las mujeres escriben, son protagonistas e incluso se sumergen en tramas oscuras y retorcidas. Derivado del género chick lit (o literatura para chicas), el grip lit se ha impuesto como última tendencia literaria en ambos lados del Atlántico. Y vosotros os preguntaréis: ¿qué es exactamente la literatura chick lit? 

Mujeres. Literatura. 2016.

la chica del tren

A principios de los 2000, la situación de la mujer en Occidente había cambiado lo suficiente como para permitirse una nueva oleada de títulos feministas abanderados por libros como Sexo en Nuevo York de Candace Bushnell (y en el que se inspiraría la famosa serie protagonizada por Sarah Jessica Parker) o El Diario de Bridget Jones, de Helen Fielding. Una literatura escrita por y para  solteras entre los 20 y los 40 años destinada a confirmar el papel de la mujer moderna de una nueva era. Sin embargo, hacía falta ir más allá.

La literatura chick lit no quedó estancada, de hecho se atrevió a hablar de mujeres seducidas por el sadomaso en la saga de 50 Sombras de Grey, piedra angular de unas letras eróticas no exentas de cierto suspense y hasta sangre (aunque no por motivos obvios). Un fenómeno que, de forma paralela, comenzaba a englobar diversos títulos en los que la protagonista también se veía sometida a oscuras tramas más relacionadas con el thriller psicológico o el suspense, como fue el caso del best-seller Perdida, de Gillian Flynn, adaptado también al cine por David Fincher.

Un título cuyo éxito enlazaría con el de La chica del tren, de Paula Hawkins, convertido a principios de 2015 en uno de los libros más vendidos de la historia de Amazon en tiempo récord. En esta novela, la protagonista era ex-alcohólica, mirona y va al psiquiatra; se trata de analizar todos los vértices de la mujer del siglo XXI, retorcerlos y servirlos en un libro que puedas devorar en tres sentadas.

El éxito de estas historias ha dado pie a un género más concreto llamado grip lit, definido por la escritora irlandesa Marian Keyes como abreviación de gripping psychological thrillers literature o, lo que es lo mismo, literatura de suspense por y para mujeres.

Estos últimos meses han supuesto el culmen de esta tendencia, con un 29% de los lectores de ficción de Estados Unidos enganchados al género y más de 25 millones de copias facturados en 2015, datos que confirman una nueva oleada de historias femeninas que trasciende del erotismo de Grey y permite explorar universos aún más oscuros y diversos.

Con tal despliegue de literatura femenina ya hay quien sugiere un movimiento boy lit como contraataque, conformando una guerra de sexos literaria que iremos desengranando poco a poco.

¿Tú también te has enganchado a la fiebre grip lit?

 

 


Categorías

Literatura

Alberto Piernas

Amante de la literatura exótica (Arundhati Roy, Thiong'o, Gabo) y escritor de viajes y literatura. Como autor de ficción he publicado Cuentos de... Ver perfil ›

3 comentarios

  1. ¡Ojo con confundir femenina con feminista! Exceptuando eso, enhorabuena, me ha gustado este artículo.

    1.    Alberto Piernas dijo

      Hola AR. Sí, en el artículo tanto feminista como femenina hacen alusión a contextos diferentes, aunque sean conceptos entrelazados. Me alegro que te haya gustado. Un saludo.

  2.   R. P. García dijo

    Me parece paradójico que una literatura que se dice feminista, que por definición y con toda la razón del mundo aboga por la igualdad entre sexos, termine haciendo una diferenciación tan frívola y sexista como esta. Habrá quien lo vea como una búsqueda de identidad. Para mí es de patio de escuela. Los niños jugando al fútbol y las niñas a las cocinitas y a cuidar bebés. Esto solo puede ser un truco para vender más. Asco de etiquetas.

Escribe un comentario