Un hombre devuelve un libro a la biblioteca después de 49 años

Libro con carta de disculpa

En el día de hoy os voy a contar un caso de devolución de libros, un caso que no se da todos los días. ¿Alguna vez habéis prestado un bolígrafo y no habéis vuelto a saber de él? Este tipo de desapariciones ocurre constantemente con cualquier tipo de préstamo. Por lo general, cuando una persona toma algo prestado y pasa un tiempo sin devolverlo, ya no lo devuelve sino que se lo queda.

Este no es el caso de James Philips, un hombre que estudió en la universidad de Dayton, Ohio. Phillips devolvió un libro a la biblioteca tras el transcurso de 49 años. El libro era un ejemplar de “History of the Crusades” (Historias de las cruzadas) y rápidamente procedió a su devolución atormentado por la culpa de haber negado el conocimiento de la historia de las Cruzadas a medio siglo de estudiantes. Philips devolvió el libro con una nota de disculpa. A continuación podéis leer un fragmento de la nota:

“Por favor, acepte mis disculpas por la ausencia del libro Historia de las Cruzadas. Parece ser que lo pedí prestado cuando era un estudiante de primer año y, de alguna forma, ha estado fuera de su lugar todos estos años.”

Cuando la biblioteca contactó con Philips, éste dio una historia más detallada sobre la desaparición del libro. Él tomó prestado el libro durante su primer año en la universidad, pero pronto abandonó la universidad para unirse a la marina de los Estados Unidos. Al parecer, alguien debió recoger sus pertenencias de su habitación en la residencia de estudiantes y envió el libro a casa de sus padres, donde permaneció hasta el fallecimiento de sus padres: su padre en 1994 y su madre en 2002. Sus pertenencias fueron encontradas accidentalmente por el hermano menor de Pilips.

“Fue interesante ver un libro que no tenía evidencia de nuestro regreso a la tecnología moderna. Todavía contenía la tarjeta de préstamo estampada con la fecha de 1950

“Fue muy considerado por su parte hacer esto porque no todo el mundo elegiría devolver algo después de tanto tiempo”

Como siempre se dice, mejor tarde que nunca. Philips ha demostrado que siempre es mejor devolver algo que se ha tomado prestado por muchos años que hayan pasado, ojalá pudiéramos encontrar personas tan leales como Philips.

 


Categorías

Varios

Lidia Aguilera

Ingeniera y amante de las historias. Mi camino en la literatura empezó con "El círculo de fuego" de Mariane Curley y se consolidó con "Toxina" de... Ver perfil ›

3 comentarios

  1.   Alberto Díaz dijo

    Hola.

    Impresionante el caso. Yo no alcanzo a Philips, aunque también tardé lo mío en devolver un libro (curiosamente, trataba sobre la Historia de las Cruzadas. Qué casualidad). Lo saqué en 2001 y no lo devolví hasta 2014 o 2015. Lo curioso es que en tantos años no me lo reclamaron ni una sola vez (otras veces sí me han reclamado cosas).

    Un saludo desde Oviedo.

    1.    Lidia Aguilera dijo

      Que no lo reclamen ya es un problema, si la biblioteca no se preocupa por sus propios libros…
      Parece que eres nuestro Philips español, hasta el mismo libro, aunque no tantos años 😉

  2.   Alberto Díaz dijo

    Hola, Lidida.

    Tienes razón, si la biblioteca no se preocupa por sus cosas, mal vamos. Seguro que hay más gente en España que ha tardado años en devolver un libro, aunque imagino que en total seremos unas decenas a lo sumo, aunque nunca se sabe…

    Un saludo literario desde Oviedo.

Escribe un comentario