Manuel Bandeira. Aniversario de su fallecimiento. Poemas escogidos

Manuel Bandeira fue un poeta brasileño. Para conocerlo y recordarlo.

Manuel Bandeira fue un poeta brasileño que nació en 1886 y fallecía un día como hoy de 1968 en Río de Janeiro. Para recordarlo y para quienes no lo conocían ahí va una selección de poemas escogidos de su obra.

Manuel Bandeira

Manuel Carneiro de Souza Bandeira Filho nació en Recife y siendo joven se va a Río de Janeiro. Después se marchó a Sao Paulo donde se matriculó en la escuela politécnica. La tuberculosis que padecía lo obligó a abandonar los estudios y vuelve a Río. Le afectaron mucho las pérdidas, en solo cuatro años, de su madre, su padre y su hermana, al mismo tiempo que luchaba él mismo contra su propia muerte. Todas esas desgracias influyeron en su obra tanto como en su vida, que fue muy solitaria, a pesar de que no le faltaron amigos y fue miembro de la Academia Brasileña de Letras en la que entró en 1940. Sus principales obras son A cinza das horas, Carnaval y Libertinagem.

Poemas escogidos

Desnudo

Cuando estás vestida,
Nadie imagina
Los mundos que escondes
Bajo tus ropas.

(Así, como en el día,
No tenemos noción
De los astros que lucen
En el profundo cielo.

Pero la noche se desnuda,
Y, desnuda en la noche,
Palpitan tus mundos
Y los mundos de la noche.

Brillan tus rodillas
Brilla tu ombligo
Brilla toda tu
Lira abdominal.

Tus senos exiguos.
-Como dos frutos pequeños
En la rigidez
Del tronco robusto-

Brillan.) ¡Ah, tus senos!
¡Tus duros pezones!
¡Tu torso! ¡Tus flancos!
¡Ah, tus hombros!

Con la desnudez, tus ojos
también se desnudan;
Tu mirar es más difuso,
Más lento, más líquido.

Entonces, en ellos,
Floto, nado, salto,
¡Me sumerjo
perpendicular!

Bajo hasta lo más hondo
De tu ser, allá donde
Me sonríe tu alma,
Desnuda, desnuda, desnuda.

El último poema

«Así querría yo mi último poema.
Que fuese tierno diciendo las cosas más simples
y menos intencionadas,
que fuese ardiente como un sollozo sin lágrimas,
que tuviese la belleza de las flores casi sin perfume,
la pureza de la llama en que se consumen
los diamantes más límpidos,
la pasión de los suicidas que se matan sin explicaciones.

Estrella de la mañana

Yo quiero la estrella de la mañana
¿donde esta la estrella de la mañana?
Mis amigos mis enemigos
Busquen la estrella de la mañana
Desapareció iba desnuda
¿Desapareció con quién?
Busquen por todas partes
Digan que soy un hombre sin orgullo
Un hombre que acepta todo
¿Qué me importa?
Yo quiero la estrella de la mañana
Tres días y tres noches
Fui asesino y suicida
Ladrón, falsario, indecente
Virgen mal sexuada
Atribuladora de los afligidos
Jirafa de dos cabezas
Pecad por todos pecad con todos
Pecad con los granujas
Pecad con los sargentos
Pecad con los fusileros navales
Pecad de todas maneras
Con los griegos y con los troyanos
Con el padre y el sacristán
Con el leproso de Pouso Alto
Después conmigo
Te esperaré con kermeses novenas jineteadas
comeré tierra y diré cosas de una
ternura tan simple
Que tú desfallecerás
Busquen por todas partes
Pura o degradada hasta la última bajeza
Yo quiero a la estrella de la mañana.

Poética

Estoy harto del lirismo comedido
Del lirismo bien disciplinado
Del lirismo funcionario público con libro de amonestación expediente protocolo y manifestaciones de aprecio
al señor director.

Estoy harto del lirismo que se para y va a averiguar en el diccionario el cuño
vernáculo de un vocablo.

Abajo los puristas
Todas las palabras sobre todo los barbarismos universales
Todas las construcciones sobre todo las sintaxis de excepción
Todos los ritmos sobre todo los innumerables.

Estoy harto del lirismo enamorador
Político
Raquítico
Sifilítico
De todo lirismo que capitula a lo que quiere que sea fuera de sí mismo.

De resto no es lirismo
Será contabilidad tabla de cosenos secretario del amante ejemplar con cien modelos de cartas y las
diferentes maneras de agradar a las mujeres, etc.

Quiero antes el lirismo de los locos
El lirismo de los borrachos
El lirismo difícil y punzante de los ebrios
El lirismo de los clowns de Shakespeare.

– No quiero saber más del lirismo que no es liberación.

Fuentes: Poemas del Alma y EPDLP.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.