Cómo escribir una autobiografía

Cómo escribir una autobiografía

Imagina que has tenido una vida plena. Has hecho un montón de cosas y no querrías que nadie se olvidara de ellas. De hecho, es incluso posible que otras generaciones pudieran aprender de tus vivencias. Pero saber cómo escribir una autobiografía no es nada fácil. Podríamos decir incluso que es de lo más complicado a lo que te puedes enfrentar.

Y es que no solo debes contar de una determinada manera, sino que tienes que ser lo bastante persuasivo como para conseguir que ese lector se enganche a tus vivencias y quiera saber todo lo que te ha pasado. Más teniendo en cuenta que puede que no seas nadie. ¿Te damos algunos consejos?

Qué es una autobiografía

Antes de nada, debes saber qué es una autobiografía y la diferencia que existe con una biografía. Pueden parecer lo mismo pero en realidad no es así.

Si nos vamos a la RAE y buscamos autobiografía, el resultado que nos da es el de

«vida de una persona escrita por ella misma».

Ahora, si hacemos lo mismo con biografía, verás que la RAE saca de lo anterior unas palabras. Biografía significa:

«historia de la vida de una persona».

En realidad, la diferencia que hay entre un término y otro estriba sobre todo en quién va a escribir esa historia. Si lo hace la propia persona protagonista, hablamos de una autobiografía; pero si quien lo hace es una tercera, aunque sea familiar, entonces es una biografía.

Cómo escribir una autobiografía: consejos prácticos

Escritor de autobiografías

Dejando claras las diferencias de autobiografía y biografía, es hora de meternos de lleno en cómo escribir una autobiografía. Y, para ello, nada mejor que darte una serie de consejos que te van a ayudar a sacar el mayor partido a ello.

Lee a otros

Y en concreto, hablamos de otras autobiografías. De esta forma podrás ver cómo lo hacen los demás y te dará una idea de cómo deberías hacerlo tú.

Sí, sabemos que lo que menos querrás es «copiar» a otros y querrás hacerlo a tu forma. Pero a veces leyendo a otros te das cuenta de diferentes puntos de vista que hay que tener en cuenta a la hora de escribir.

Además, si vas a entrar en ese género literario, lo menos que deberías hacer es entenderlo y saber más sobre él. Por eso, si lees a otras personas que también han escrito autobiografías podrás ver cómo se «ganan» al lector con sus relatos.

Haz una recopilación de fragmentos, historias, relatos…

Para hacer una autobiografía lo primero que necesitas es echar la vista atrás para recordar esas partes importantes que querrás plasmar en tu libro. Por eso, usa una libreta y un móvil para apuntar todas las ideas, situaciones, momentos, etc. que te gustaría contar en tu libro.

No es necesario que sigas un orden. Ahora mismo es un primer borrador, una lluvia de ideas que después organizarás en base a la historia. Pero es importante esto porque de esta manera sabrás qué poner en el libro y cómo contarlo.

Si vas a ciegas, lo más seguro es que, conforme refresques la memoria, debas estar retrocediendo para añadir más (y es más trabajo).

Piensa en cómo vas a escribir la autobiografía

Una persona escribiendo su autobiografía

Muchas veces se piensa erróneamente que las autobiografías deben seguir una cronología. Es decir, desde el nacimiento, o la fecha destacable, hacia el presente. Pero en realidad no es cierto. Si bien la gran mayoría de los de este género son así, lo cierto es que no tiene por qué hacerse así siempre.

Hay más formas.

Por ejemplo, puedes empezar desde el presente e ir retrocediendo. Puedes crear fragmentos de tu vida que te han marcado o que han supuesto un antes y un después y han determinado tu camino… O puedes ir dando saltos donde, por un tema concreto, cuentas una vivencia de tu vida.

Piensa en los personajes

A lo largo de tu historia es posible que hayan entrado en tu vida unas personas u otras. Que unas formen parte de las situaciones que narras en el libro, y otras no.

Aparte de tenerte a ti como personaje principal, conviene que tengas 2-3 más que sean fijos y que te ayuden a darle solidez a la trama, porque así el lector los reconocerá y no se perderá. Pero también debes incluir a otros, secundarios, terciarios, enemigos, conocidos… No te olvides tampoco de mascotas.

Lo bueno… y lo malo

Libro con una autobiografía

La vida está llena de cosas buenas y cosas malas. En una autobiografía no puedes centrarte solo en las cosas buenas, sino que también tienes que hablar de lo malo. No solo te hace más humano, sino que le da más solidez a la hora de darte credibilidad. Y, de paso, te quita un poco la «prepotencia» que puedes destilar al pensar que tu vida «es de color de rosa» cuando en realidad no tiene por qué ser así.

Ahora bien, no queremos decir que vayas a contar todos los fracasos, o el hecho de pasar de ser un héroe a un villano; pero sí esos en los que ha habido tensiones, problemas y en cómo los has resuelto, o no.

Deja un final abierto

Tu vida continúa, y por tanto tu libro no puede acabar. Es verdad que cuando lo publiques no sabrás qué te deparará el futuro, pero por eso mismo debes dejarlo abierto. Incluso, algunos lo que hacen es contar cómo se ven en el futuro, qué va a pasar con su vida, sus proyectos, etc.

Eso, aunque no lo creas, pica un poco la curiosidad y si has sabido ganarte a los lectores lo más seguro es que tarde o temprano te pregunten si conseguiste todo lo que decías para tu futuro o si ha habido problemas en esos sueños.

Dicho de otro, creas expectativa.

Busca lectores

Una vez tengas la autobiografía hecha es muy importante que haya otros lectores que te puedan dar su punto de vista. Está bien confiar en familiares y amigos, pero busca gente totalmente ajena a ti para saber si engancha, si de verdad lo que has contado interesa.

Y, como consejo, haz que un abogado lo lea. El motivo es porque puedes haber contado algo en tu libro que suponga un problema legal y nadie mejor que este profesional para indicártelo y para decirte cómo ponerlo para evitar denuncias o problemas con la ley.

Saber cómo escribir una autobiografía es fácil. Llevarla a cabo es posible que no tanto. Pero lo importante cuando se escribe un libro es que crees una historia que se sostenga por sí misma y que además logre que otros se enganche y saquen algo de ella. ¿Has escrito alguna vez la historia de tu vida?


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.