Cómo celebrar el Día del Libro en casa

Cómo celebrar el Día del Libro en casa

El día del libro es uno de los más apreciados por escritores y lectores. El 23 de abril, fecha que se estableció según la historia del día del libro, se acerca. Y aunque este año no se pueda celebrar fuera de casa, eso no quiere decir que no haya planes que se puedan hacer.

De hecho, hemos pensado en darte algunas ideas sobre cómo celebrar el día del libro en casa. Seguro que alguna de ellas la llevas a cabo.

Día del libro en casa: 7+1 ideas para pasarlo igual o mejor que en la calle

El día del libro es habitual que muchos se acerquen a las ferias del libro que se organizan por estas fechas para comprar un libro, charlar con los autores o simplemente vivir ese ambiente.

Pero, como este año todo tiene que ser desde casa, los planes han cambiado. Y te queremos proponer algunos originales y curiosos que quizá no se te han pasado por la cabeza.

Hacer puntos de libro (los marcapáginas)

Uno de los elementos habituales de un lector es el marcapáginas. También llamado punto de libro, es lo que se utiliza para señalar por la página en que te has quedado leyendo.

En el mercado hay muchos tipos de puntos de libros que puedes adquirir, pero como hablamos de no salir de casa, ¿qué tal si hicieras marcapáginas? Gracias a Youtube, puedes encontrar grandes tutoriales que te animarán a dar rienda suelta a tu imaginación.

No solo eso, puedes tener una amplia colección de puntos de libro, uno para cada género literario: estilo origami, con frases de libros, con dibujos… como se te ocurra.

Releer libros que te gustaron

Releer libros que te gustaron el día del libro

Seguro que tienes en casa algunos libros. Y de todos ellos, unos te habrán gustado más que otros. Pues la idea es que, en el día del libro, puedas destinar una hora de tu tiempo en releer ese libro que tanto te gustó.

La relectura es sorprendente porque te das cuenta de cosas que antes te habían pasado desapercibidas. No solo eso, también consigues recordar la sensación que experimentaste cuando lo leíste por primera vez. Es perfecto, por ejemplo, si estás teniendo un bache en la lectura y parece que ningún libro te atrapa.

Y lo mismo puede pasarle a los escritores, que a veces necesitan desconectar y volver a leer ese libro que les metió el gusanillo de la pluma.

Comprar un ebook

Vale, no podemos salir de casa (ni debemos), y comprar un libro para que te llegue el día 23 puede ser complicado, además de que te expones a poner en riesgo tu salud (y la de los mensajeros que tienen que llevártelo).

Entonces, mejor comprar un ebook. En Amazon, o en otras plataformas como Nubico, tienes la opción de comprar libros en digital que se descargan de manera inmediata a tu lector de ebooks para que empieces a leerlos cuanto antes.

Así que, aunque la tradición diga que se compre un libro en papel el día del libro, por este año harás una excepción y en digital se disfrutará igual.

Crear una historia

Otra de las ideas para el día del libro puede ser convertirte, por un día, en el autor o autora de una historia. De hecho, si tienes hijos lo habrás hecho más de una vez. Y puede ser una actividad que todos en casa podáis hacer.

Lo único que necesitas es que uno empiece a contar una historia. Llegado un momento, esa persona cede la narración a otra persona que debe seguir contando, teniendo en cuenta todo lo que ha pasado. Y así hasta acabarla.

A los más pequeños les encanta este juego, y es una actividad que fomenta la creatividad, potencia la memoria y además entretiene mucho. Eso sí, te recomiendo que lo grabes porque luego más de uno se queda con las ganas de volver a escuchar esa historia.

Cuentacuentos o lectura en voz alta

Cuentacuentos o lectura en voz alta

Relacionado con lo anterior, tienes los cuentacuentos. Pero en lugar de inventar la historia, lo que vas a hacer es leer una que ya está escrita. Además, es una forma perfecta para incitar a los niños a que lean y al mismo tiempo lograr que tengan agilidad haciéndolo.

Si participa toda la familia no lo verán como algo aburrido, sino como una actividad normal que puede divertir mucho. Eso sí, cuidado al escoger los libros ya que tienen que gustar a todos en la familia.

Otra opción es escoger libros que estén formados por historias cortas. De esa manera cada uno leerá del libro que quiera una historia corta. Si lo combinas con una charla sobre por qué ese libro o qué aporta la lectura, puedes picarle el gusanillo a otro para que se anime a leer.

Además, esto también se puede hacer por videollamada, así que sería un cuentacuentos virtual increíble para hacer con familiares, amigos…

Dedicar las redes sociales al día del libro

Las redes sociales son como una ventana al exterior ahora que te tienes que quedar en casa. Entonces, ¿por qué no celebrar el día del libro a través de ellas?

Puedes pensar en publicaciones enfocadas a ese día. Por ejemplo: los libros que más te han marcado, el que menos te ha gustado, el autor que te encantaría conocer en persona, los accesorios que son tu fetiche a la hora de leer (o escribir)…

Hay tantas cosas que puedes centrar en el día del libro que solo tienes que planificar cuántas publicaciones quieres hacer ese día.

Hablar con un escritor

El día del libro es perfecto para entablar conversación con un escritor. De hecho, ese día en muchas ferias los escritores más famosos tienen colas enormes para firmar sus libros y dedicar unos minutos a sus lectores.

Pero ¿sabes que gracias a las redes sociales puedes hablar con ese escritor? De hecho, muchos están preparando eventos online para poder estar con sus lectores, así que solo tienes que decidir con quién te gustaría hablar.

Ya dependerá del autor que te responda ese día o no, pero seguro que le hace ilusión recibir un mensaje. Al igual que te hará a ti recibirlo de vuelta.

Visitar una biblioteca virtual

visita una biblioteca virtual el día del libro

Como lector, ir a una biblioteca puede ser el paraíso. El problema es que ahora mismo están cerradas y no puedes ir físicamente a una. Pero sí virtualmente.

De hecho, quizá la biblioteca de tu ciudad o de tu pueblo no tenga mucho que ver, pero no pasa lo mismo con otras del mundo. Y ellas han pensado que las visites desde tu casa.

Así que, en el día del libro, puedes dedicar un poco a visitar a través del ordenador las bibliotecas más hermosas del mundo. De paso, planifica tu viaje para cuando esto acabe y haz un tour de bibliotecas para verlas después en persona.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.