Un robo en una librería británica conmociona a las Redes Sociales

Librería británica

Las redes sociales se han convertido en una gran herramienta que puede ser nefasta para muchas situaciones pero ideal para muchas otras situaciones como lo que ha ocurrido en Londres, a una pequeña librería de barrio. Esta librería se llama Big Green Bookshop, una librería de barrio que como muchas tiene bastantes problemas financieros para subsistir.

La pasada semana la Big Green Bookshop sufrió un atraco que supuso para los dueños la pérdida de 600 libras, una enorme cifra para ellos que hacía que cerrasen sino lo recuperaban. Al día siguiente varios amigos de la librería abrieron una campaña crowdfunding y días más tarde, la librería británica Big Green Bookshop no sólo ha conseguido las 600 libras sino que además ha conseguido alcanzar el 480% de la cifra pedida, es decir, cerca de 3.000 libras.

La librería británica Big Green Bookshop destinará parte del dinero a una campaña de fomento de la lectura

Este dinero ha sido conseguido tras anunciar y contar la historia de Big Green Bookshop, una historia que ha conmocionado a las redes sociales y a los dueños de la propia librería. Los dueños están expresando a través de la campaña y de las redes sociales su agradecimiento a toda la sociedad y a las donaciones, algo que les embarga de lágrimas pues no sólo podrán abrir un mes más sino que destinarán el resto del dinero a crear un programa de lectura para las escuelas de la zona donde no sólo puedan llevar libros a las escuelas sino que los escritores puedan tener charlas y talleres con las comunidades educativas de esos colegios.

Lo ocurrido a la librería británica Big Green Bookshop es algo triste, pues la situación económica de las pequeñas librerías es mala como para encima tener que perder la recaudación del mes en un robo. Pero al igual que dicen los propios dueños, la esperanza en las personas no está perdida y esto reconforta, sin olvidar que con esto se demuestra que las librerías aún es algo que la gente considera como positivo y necesario ¿ vosotros qué pensáis? ¿ Creéis que ocurriría lo mismo en España? ¿ Será esto el inicio de las campañas de crowdfunding de librerías?


Escribe un comentario