Libros y cuentos que Disney debería adaptar a la gran pantalla

Frozen - Frontal

Mientras escribo estas líneas terminan de emitir en televisión Frozen, la película animada más taquillera de la historia y causante de una fiebre sin precedentes en el público infantil durante los dos últimos años.

Es entonces cuando uno se pone a repasar la filmografía de Disney y descubre que sus cintas más exitosas (Frozen incluida) son aquellas que proceden de la literatura, de esos relatos étnicos o cuentos europeos que alimentaban nuestra infancia. Y, automáticamente, he comenzado a plantearme cómo lucirían estos libros y cuentos que Disney debería adaptar a la gran pantalla.

Don Quijote

Don-Quijote

Durante los años 40, casualmente cuando Disney trabajó con Dali en el corto Destino, la idea de adaptar la obra de Cervantes a la gran pantalla estuvo a punto de llevarse a cabo en varias ocasiones hasta que el proyecto quedó archivado en los cajones de la factoría. Décadas después nosotros nos seguimos preguntando cómo luciría el libro más famoso de la literatura hispana en manos de la factoría del ratón Mickey.

Ramayana

La historia más famosa de la India Antigua es una epopeya cuyo protagonista, el príncipe Rama, parte en busca de su amada Sita, secuestrada por el dios demonio Rávana. La necesidad de una princesa hindú en la galería Disney, la ambientación de un país tan llamativo como la India y hasta una banda sonora aderezada del toque Bollywood podrían convertir este proyecto varias veces rechazado en uno de los grandes clásicos de la factoría.

La Princesa y el Guisante

Uno de los cuentos más famosos del danés Hans Christian Andersen, autor de otros como La Sirenita, cuenta la historia de un príncipe que busca a la princesa perfecta. Como prueba, su madre coloca veinte colchones sobre un guisante, invitando a las candidatas a tumbarse sobre ellos, siendo aquella que notara el guisante bajo su espalda la elegida para casarse con su hijo. Ninguna de ellas lo sintió, hasta que una princesa cansada y triste llegó una noche de tormenta al castillo. Pura carne de adaptación Disney.

Los Cisnes Salvajes

Otro de los cuentos más famosos de Andersen sigue la tónica de Frozen en lo que respecta a hermanos como protagonistas de una historia. En este caso, la bella y Elisa y sus once hermanos, convertidos en cisnes por la nueva esposa de su padre el rey, una bruja malvada, cuyo maleficio deberá ser roto por la princesa protagonista. La idea de una adaptación ha pululado por los estudios en más de una ocasión aunque nunca llegara a ser finalmente desarrollada.

Estos libros y cuentos que Disney debería adaptar a la gran pantalla podrían convertirse en los perfectos herederos de películas como Enredados o Frozen, dos de los últimos éxitos de la factoría e inspiradas en dos famosos cuentos europeos como son Rapunzel y La Reina de las Nieves. Algo modificadas eso sí.

¿Qué historia, libro o cuento crees que quedaría bien en manos de Disney?

 

 


Escribe un comentario