“La peste” una novela desagradablemente magnífica

Foto del libro "La peste" de Albert Camus

Se dice del arte, y de la literatura como parte del arte, que no solo vive de cosas bonitas. El concepto artístico está basado en transmitir emociones y sensaciones al lector, y por tanto lo escabroso tiene también su cabida en ese conjunto.

De hecho se suele citar esta obra, “La peste”, del gran Albert Camus, como uno de los argumentos a favor de la defensa de esta postura ya que en ella se narran verdaderas calamidades, las surgidas como resultado de la terrible enfermedad que da título a la novela, transportando al lector verdaderamente al tiempo de dicho suceso y haciéndole pasar la angustia de todos los que vivieron de cerca tan horrible capítulo.

La ciudad de Orán, se convierte en uno más de los personajes de la historia y como todos ellos va sucumbiendo poco a poco ante el azote pestilente y Camus opta por la modalidad de la crónica para describirnos, con todo tipo de pelos y señales el clima de muerte y de agonía en que dicho lugar se vio sumido.

También la reacción moral de la gente ante tan infernal escenario es indagada por el autor en esta genial obra, que en algunos pasajes puede provocar escalofríos a los lectores, los cuales pese a todo no podrán decir que esta lectura no les ha aportado muchísimo.

Más información – “Diario del Año de la peste”, de Daniel Defoe

Foto – La parada de los mangos


Escribe un comentario