La organización del Festival Literario de Oxford promete pensarse “lo de pagar a los autores”

Universidad de OxfordSeguramente a muchos de vosotros os llamará la atención la noticia ( a mi también, por eso escribo sobre ello). Al parecer el Festival Literario de Oxford no paga a los escritores que hablan y participan en el Festival, algo que ha enfadado a muchos escritores y grandes figuras del Festival por lo que han decidido plantarse y advertir que no estarán en la edición de este año si no les pagan sus honorarios.

El escritor cabeza de todo ello tiene nombre y apellidos: Phillip Pulman. Uno de los escritores que participaron y ayudaron a crecer a este Festival Literario de Oxford. Junto a Pulman, muchos otros escritores se unieron a esta causa y por ello ahora la organización no sólo ha explicado porqué no paga a los escritores sino que lo pensará e intentará que para la próxima edición del Festival se pueda dar algún tipo de remuneración por esta actividad.

El Festival Literario de Oxford es una organización sin ánimo de lucro que no recibe subvenciones

Pulman y otros escritores afirman a los medios de comunicación que el Festival Literario de Oxford es el único que no paga, habiendo otros festivales donde los escritores cobran ya que viven de ello y además son los escritores los que dan vida y justifican la existencia de los Festivales.

Por otro lado, la organización del Festival Literario de Oxford ha afirmado que es una organización sin animo de lucro, con apenas dinero para organizar el evento y que no puede pagar a los autores, así como muchas otras cosas que quieren. Esto es el principal motivo por el que no pagan a los escritores, pero aún así tras esta edición pensarán como arreglar la situación para que en la próxima edición los escritores tengan una remuneración económica. Y a pesar de todo ello, aún no sabemos si los escritores volveran o no y si participarán en esta edición.

En cualquier caso, esta noticia me ha llamado la atención porque en España, por poner un ejemplo cercano, tanto científicos como escritores, ante causas sin fin lucrativo como puede ser este Festival, no cobran, solamente piden o se les da los gastos de transporte y manutención por los días ocupados, pero no suelen cobrar, a no ser que sea un Festival con “bastante presupuesto“. Y en cambio, en el Reino Unido parece que esta acción de marketing es algo que se tiene que cobrar y no hacer gratuitamente ¿vosotros qué pensáis?


Escribe un comentario