La chica del viernes CLVII: Madame Masque

Llegamos al final de la semana, y aquí estamos otra vez más, con vuestra sección favorita, la chica del viernes, donde tenemos chica nueva en la oficina, y no se llama Farala precisamente.

Estamos hablando de Madame Masque, de nombre real Whitney Frost, aunque nacida como Giuletta Nefaria… correcto a los que estén pensando en que es la hija del Conde Nefaria, ese mente criminal que andaba dando por culo a Los Vengadores día sí y día no. Lo que pasa es que el bueno de Nefaria no tenía el instinto de padre a flor de piel, y deja a su hija en manos de uno de sus empleados (Byron Frost), que junto con su esposa hacen a su vez de sus padres durante los siguientes años, dándole el nombre de Whitney.

Pasado el tiempo y con sus padres adoptivos muertos, aparece en su vida de nuevo Nefaria para revelarla la verdad y pedirla que dirija la organización Maggia. Después de negarse en un principio, finalmente acepta la propuesta de convertirse en la sucesora de su padre biológico, y para ello debe entrenarse en estrategia criminal, en combate y otras lides que le sirven para convertirse en la heredera de Nefaria, cuando este es encarcelado.

Al convertirse en el Gran M, se enfrenta a Iron Man, y en una de las incursiones a Industrias Stark, su avión se estrella, dejándola horribles cicatrices en la cara, pero viva gracias a Mordecai Midas que como su apelativo indica, estaba obsesionado con el oro, y casi como si se tratara de Goldfinger, le construyó una máscara de oro para tapar sus cicatrices, convirtiéndose en Madame Masque para los restos.

Sus poderes simplemente son inexistentes, y se basan en el entrenamiento al que se vio expuesta por Nefaria, que la hacen una mujer con extraordinarias habilidades atléticas, es buena en el cuerpo a cuerpo y excelente tiradora. Además, su acceso a tecnología de última generación le hace tener a su disposición una cantidad ingente de artilugios, aunque curiosamente lleva siempre una Magnum 475 Wildey, además de otras armas de fuego.

Aquí debajo os dejo una ilustración con regalo, ya que vemos a Madame Masque puteando bastante al bueno de Tony Stark. Todo ello cortesía de nuestro compatriota Salvador Larroca.


Escribe un comentario