Hellboy y B.P.R.D. #1

Hellboy and the B.P.R.D

Hellboy y B.P.R.D. #1.

Seguro que los seguidores de Alex Maleev (Daredevil y Caballero Luna) están dando saltos de alegría al enterarse que éste es el dibujante de la nueva serie en la que se verá inmerso uno de los personajes más carismáticos del mundo del cómic como Hellboy. Será en Hellboy and the B.P.R.D. (Hellboy y A.I.D.P para nosotros) con guión del padre de las criaturas, Mike Mignola y la siempre inestimable participación de otros dos colaboradores habituales, John Arcudi (papel fundamental en el desarrollo de B.P.R.D) y Dave Stewart coloreando como solo él sabe hacerlo. La historia da comienzo con un flashback a 1946 antes de saltar en abril de 1952. De esta manera se introduce a los agentes Archie Muraro, Jacob Stegner, Susan Xiang y Robert Amsel (algunos de ellos en la ilustración que sirve de portada) a medida que aprenden en qué consistirá su función en este peculiar equipo. El quinto miembro de tal equipo es Hellboy, que no necesita de presentación a estas alturas para casi ningún lector del planeta.

Mignola y Arcudi dejan que los seguidores se formen sus propias teorías, una vez que todos los componentes del equipo están convenientemente presentados y sabemos hacia dónde y para qué (en principio) se dirigen hasta allí. Este primer número que ya ha salido a la venta en los USA con el sello de Dark Horse Comics, es una oportunidad de oro para aquellos que quieran engancharse desde el comienzo a una saga en la que pueda intervenir Hellboy sin necesidad (al menos en apariencia) de leerse todos o muchos de los tomos que han salido publicados a lo largo de estos 20 años. Lo mismo vale para la colección de A.I.D.P aunque tenga menos recorrido temporal y seguro que no tanto tirón comercial. El equipo creativo además no puede ser mejor, y parece hacer en este primer número un trabajo brillante a la hora de describir la situación, introducir a todos los personajes y construir una trama que nos deja a Hellboy caminando hacia un futuro un tanto incierto. Habrá que esperar como agua de mayo que Norma nos traiga la edición en castellano a no mucho tardar.


Escribe un comentario