Gil de Biedma, escritor en modo multitarea

Gil de Biedma con sus perros

Jaime Gil de Biedma es uno de los poetas más reconocidos de la literatura Española de los últimos cien años, y lo cierto es que pese a los excesos de su vida, parece que su cabeza funcionaba a la perfección a juzgar por la agilidad mental que demuestra la siguiente confesión por parte del poeta:

“He llegado a construir la parte central de un poema mientras hablaba durante dos horas en una reunión. Muchos de mis versos están compuestos mentalmente mientras realizaba otras actividades cotidianas, conducir, ducharme, asistir a reuniones. Se puede estar hablando con alguien y pensando en el poema. Es, además, bueno para el poema. En fin, hubo una época en que me pareció descubrir que siempre que iba a un bar, después al volver a casa escribía bien…”

Lo cierto es que los escritos de Biedma no dejan duda de que este método le funcionaba en cuanto a los poemas, aunque lo que habría que preguntarse es si este procedimiento mermaba el resto de sus tareas cotidianas a las que no prestaba el cien por cien de la atención, y si sus relaciones personales se resentían como fruto de estar pensando en otras cosas mientras hablaba con la gente…

Más información – Biografía de Gil de Biedma

Foto – Rocío Díaz Gómez

Fuente – Escribir es un tic (Francesco Piccolo)


Escribe un comentario