“El afrancesado”: el otro lado de la Guerra de la Independencia.

Ahora que se acerca el 2 de mayo, y después de haber comentado en este mismo blog el último libro de Arturo Pérez-Reverte, es momento de revivir esa fecha del levantamiento del pueblo de Madrid contra los franceses de una manera menos usual: desde la perspectiva de los que se sentían más cercanos a los postulados de Napoleón. Porque su protagonista, un joven militar llamado Francisco, tiene que elegir entre seguir sus ideales y la lealtad a su padre, partidario de la invasión francesa.

Y es que muchas veces estos retazos de intrahistoria nos muestran que la realidad es tozudamente mucho más compleja de lo que creemos.

Primera obra de su autor, Antonio Ruiz Pozuelo, que se ha esforzado en dos líneas básicas en esta novela: la documentación histórica y literaria (Mesonero Romanos, Pío Baroja, el propio Galdós…) y la adecuación del lenguaje de cada personaje. Todo esto, por supuesto, sin perder el ritmo del relato.

Y es, precisamente, la forma de hablar de los personajes la que mejor nos acerca a las circunstancias históricas noveladas: palabras que hoy no se usan, pero que crean una atmósfera perfecta de una España que comenzó su vertiginosa decadencia.

El afrancesado es una novela “cocinada a fuego lento”, con cariño; una excelente opción para que la conmemoración del bicentenario del Levantamiento del 2 de mayo sea más completa, es decir, más compleja. Un libro honesto con la época y con nosotros, los lectores.

Más información


Escribe un comentario